Hoy nos centramos en los jóvenes o (o no tan jóvenes) de la casa. En concreto en crear para ellos una zona de estudio en la que se sientan cómodos y consigan encontrar la paz, tranquilidad y concentración necesarias para que su tiempo “hincando los codos” resulte de utilidad y sea realmente productivo.

Dar forma a una zona de estudio puede parecer tarea sencilla y en principio podríamos pensar que la mejor zona donde ubicarla siempre será la habitación de cada uno. Aunque cierto es que para diseñar y dar forma a este espacio, que cumpla su cometido y los pequeños (o grandes) estudiantes  rindan y saquen partido del tiempo de estudio, habremos de tener en cuenta ciertos factores que les influyan positivamente a la hora de utilizar esta zona.

Zona de estudio I
Fuente: DecoNordica

Aprovecha la luz natural

La luz natural es un factor indispensable e innegociable a tener en cuenta a la hora de implantar una zona de estudio en casa. Empeñarnos a toda costa en que esta zona forme parte del dormitorio infantil de los pequeños puede resultar un soberano error, sobre todo si no contamos en ella con la suficiente luz natural. Está claro que no por ello vas a renunciar a la utilización de luz artificial, pero partir de unas buenas condiciones de iluminación naturales nos hará ganar mucho en lo que se refiere a las bases indispensables que debemos tener muy en cuenta para dar forma a una productiva zona de estudio.

Zona de estudio II
Fuente: DecoNordica

El espacio ha de ser el adecuado

Los pequeños estudiantes han de contar con unas dimensiones de trabajo adecuadas a la tarea que van a desarrollar. No son ellos los que deben adaptarse a los espacios, sino más bien al contrario, habremos de adaptar los espacios a ellos. Al escoger la mesa de estudio, cuenta con una profundidad de unos 70 centímetros para que pueda estar sentado y tener las piernas cómodamente situadas a la vez que goza de la suficiente profundidad de zona de apoyo. En cuanto al largo y bajo mi humilde opinión, no te recomendaría una menor dimensión a los 130 centímetros.

Zona de estudio III
Fuente: Decoratrix

Cuenta con el suficiente almacenaje

Otra característica de suma importancia es que han de tener bien cerca y a buen recaudo todo lo necesario para llevar a cabo su tarea sin necesidad de levantarse continuamente. Fomentando que así sea evitaremos que abandone su sitio y se distraiga de su cometido por el camino. Incorpora una cajonera bajo el sobre de la mesa, instala baldas en las que aprovechar la parte superior de la zona de estudio, incluye algún módulo de almacenaje en las inmediaciones de la mesa de estudio. Cualquier cosa con tal de tener accesibles y localizables todos sus enseres y material de apoyo necesarios.

Zona de estudio V
Fuente: Micasa revista

Opta por escoger mobiliario ergonómico

Que la mesa y la silla sean las adecuadas será de lo más importante. De nada servirá escoger el mobiliario atendiendo tan sólo a criterios estéticos si funcionalmente no vamos a poder sacarle todo el partido. Presta mucha atención sobre todo a la silla. Evalúala de forma individual pero también junto a la mesa. De la fusión de ambas hemos de obtener una combinación perfecta, ya que una buena postura fomentará que quien se encuentre sentado permanezca en correcta y cómoda posición por más tiempo, lo que aumentará la productividad de nuestro pequeño estudiante.

Zona de estudio VI
Fuente: Nea muebles a medida

Aprovecha el espacio de la estancia al máximo

Si cuentas con espacios reducidos o de formas difíciles, optar por mobiliario realizado a medida terminará siendo la decisión más acertada para aprovecharlos al máximo. Adaptar la zona de estudio a un hueco ayudará a delimitarla, lo que mantendrá al estudiante menos disperso y desconcentrado.

zona de estudio VII
Fuente: Micasa revista

Fíjate en la siguiente imagen. Un tablero hecho a medida ofrece la superficie de trabajo necesaria para estudiar de forma cómoda. Mientras, una cajonera nos da la capacidad de almacenaje que tan útil resulta en estos ambientes. A la vez, los laterales del hueco en que se ha enclavado la zona de estudio hacen las veces de tablón de anuncios en el que tener bien controladas todas las tareas pendientes. ¿Qué te parece el resultado?

Zona de estudio VIII
Fuente: Bonnet à pompon

¡No escatimes en accesorios!

Para que tengan muy a la mano todo lo necesario a la hora de llevar a cabo su tarea, facilitarles los movimientos poniendo a su fácil alcance todo lo que necesitan será una estupenda opción. Cestos, perchitas con compartimentos para almacenar lo que más utilizan, un tablero con imanes, de corcho o una pizarra donde puedan plasmar y tener presentes las tareas pendientes… Además y casi sin querer llevarás a cabo la decoración del escritorio mientras lo haces ;)

Zona de estudio IX
Fuente: Micasa revista

Espero que la reflexión en torno a estos consejos, te haya hecho encontrar la zona de estudio ideal en tu casa ¡y ya estés manos a la obra dándole forma!