Si tienes sillones o sofás de piel, debes aprender a cuidar de ellos. Si les procuras un mantenimiento básico, el mueble durará mucho tiempo en nuestras vidas. Como todo material, la piel necesita de ciertos cuidados… pero, a cambio, nos brinda un excelente mueble que durará muchísimos años.

sofa de cuero

Si tienes sofás de piel, debemos limpiarlos y mimarlo, para que no se deteriore con el paso del tiempo. La piel hay que hidratarla de vez en cuando, para que no se cuartee. Si quieres saber cuáles son los cuidados básicos de un sofá de piel, sigue leyendo.

CUIDADOS BÁSICOS Y RECOMENDACIONES

Cada dos semanas limpiaremos bien sofás y sillones de cuero o piel. Es importante no utilizar nada agresivo, que pueda dañarlos o arañalos. Por este motivo nunca frotes el cuero. Pasar un paño humedecido en agua, será suficiente para eliminar la capa de polvo. Esto también puedes hacerlo cada dos días, dependiendo del polvo que entre en tu casa o si tienes mascotas.

Además de esto, dos veces al año (cada 6 meses) haremos una limpieza más profunda de la piel o el cuero. Para hacer esto, en el mercado se puede encontrar muchos productos que no son agresivos y van muy bien. Pero un truco es utilizar gel del cuerpo, simplemente con esto haremos una limpieza estupenda. El gel ayudará en la limpieza, después pasa un trapo humedecido en agua (nunca con exceso) y eliminamos los restos de jabón.

Después de esta operación, hidratamos el sofá. Para hacerlo utiliza crema del cuerpo, una que no sea fuerte. Con esto mimaremos la pieza de cuero, la hidrataremos y no se abrirá con el paso del tiempo. Estos serían los cuidados básicos para que el sofá permanezca como el primer día o mejor todavía.

Por otro lado tenemos las múltiples manchas, que suelen caer a lo largo del tiempo y con el uso del mueble. Estas manchas las eliminaremos en el acto, a no ser que nos las encontremos secas. En el mercado también encontraremos productos estupendos para eliminar esta manchas sobre el cuero.

Solo puedo advertir de eliminar las manchas en el momento en que hayan caido. Nunca las extiendas sobre la superficie, siempre procura ponerles un papel absorbente que tengas. Aunque no quiero extenderme mucho más, os cuento que con un poco de alcohol y pasando un algodón, puedes eliminar algunas manchas. También hay otros productos como la cerveza o las cáscaras de naranja que pueden ayudar a eliminar algunas manchas.

Fuente: turkish