Entramos en la recta final para pensar nuestra decoración de Halloween. A menos de seis días debemos tener ya más o menos planeado lo que nos vamos a poner nosotros y lo que vamos a poner a la casa. Si falta tiempo no hay problema porque con estas sencillas manualidades tendrás tu decoración en un periquete.

Hoy aprendemos como hacer un “centro” de cerebros putrefactos y asquerosos.

cerebros de zombies

Materiales:

  • Jarras de vidrio
  • Colorante verde
  • Leche
  • Repollo

Proceso:

Lo primero que debemos hacer es coger varias jarras o bols y llenarlas hasta la mitad. Luego le echamos una cucharada de colorante verde para que se parezca a las delicadas venas del cerebro. Después cortamos el repollo simulando la forma de un cerebro tratando de que no sobresalga de la jarra. La idea es que el repollo flote entre ese ambiente verdoso.

Podemos dar el toque final a esta curiosa manualidad escribiendo una nota en un cartón. ¡Cerebro de zombies, no tocar!. Es el toque perfecto para que no pasen desapercibidos.

Vía: Navidad.es