El estilista Miguel Vieira lanzo una línea de mobiliario asentado en una filosofía contemporánea y con un diseño irreverente y sofisticado

clip_image001

Del mundo de la moda al de diseño de interiores un verdadero salto en la carrera del portugués Miguel Vieira cuyo estilo marca un antes y un después en la concepción estética de las piezas.

La línea lanzada por el creador es denominada “Miguel Vieira Casa”, en esta primera entrega muestra una mirada descontracturada y muy intima de su concepción de la estética, que logra fusionarse con materiales y texturas que no interactúan generalmente, confinando así la creación de piezas atemporales marcadas por un cello propio del creador.

clip_image002clip_image002[4]

La visual de un estilista impregnado en el mundo del glamour y el estilo no pasa absolutamente desapercibida, priorizando la durabilidad de las piezas mediante la implementación de finas maderas exóticas de una belleza incomparable y un acabado de excelencia que conforma una colección que seguramente será la envidia de todos sus visitantes.

clip_image002[8]

El creador cuida el detalle como en su trabajo estilístico, destaca la utilización de materiales como el oro, los laqueados y revestimientos especiales, creando piezas insuperables dotadas de una belleza incomparable y aplicable a cualquier tipo de estilo con gran simpleza.

La creación de mobiliario depurado resaltando su particular belleza natural también es una de las características del artista que dispone de una colección en la que podemos encontrar prácticamente todo, desde piezas sumamente detallistas y trabajadas hasta algunas totalmente discretas siempre respetando una calidad en los materiales inigualable y una concepción de la estética única.

clip_image002[10]clip_image002[12]

Propiciando este mestizaje de piezas complejas y depuradas, el artista también transcurre por el tiempo, creando tendencias clásicas y vanguardistas en una misma colección, realmente Miguel Viera tiene muy en claro sus capacidades y las explota al máximo en una colección digna de envidia y solo concebida por un genio creador de su talla.

clip_image002[16]