La pintura, en cuestión de decoración, obra auténticos milagros. Y no solo en las paredes y grandes soportes, también en los muebles. No hay nada como una buena mano de pintura en los colores adecuados para transformar por completo un mueble. Y, como muestra, el trabajo que te mostramos hoy: pintar una cajonera de madera para darle otro aire, mucho más divertido.

pintar una cajonera de madera cajonera ambiente final

¿Tienes en casa un mueble que necesita un cambio de look? Pues ponte manos a la obra y renuévalo con pintura. ¡Nada más fácil! Los nuevos productos que hay en el mercado te ayudarán a conseguir resultados profesionales con muy poco esfuerzo y a darle un aire totalmente diferente a tu mobiliario. Una solución perfecta para redecorar ambientes sin tener que comprar muebles nuevos y sin dejarte en ello un dineral.

Hoy te vamos a mostrar un proyecto paso a paso de lo más sencillo, para que no tengas que complicarte. Se trata de pintar una cajonera de madera sin tratar en colores intensos y muy juveniles. Así cambiarás el aspecto de cualquier habitación y conseguirás un elemento perfecto para mantener el orden en casa.

Cómo pintar una cajonera de madera: un trabajo fácil y resultón

pintar una cajonera de madera cajonera final

El trabajo que queremos enseñarte hoy consiste en decorar una cajonera con tonos vivos y brillantes para colocarla en la habitación de tus hijos. Les encantará si son adolescentes, porque aporta un toque de color muy divertido, pero también queda genial en cuartos para niños más pequeños. O, incluso, en otros ambientes de la casa como la cocina o el estudio.
Para hacerlo se han utilizado pinturas en spray, muy fáciles de aplicar. Se trata de la pintura Rust Oleum, un esmalte sintético que tiene la ventaja de ser muy resistente, lo cual no viene nada mal si la van a utilizar los peques de la casa, ¿verdad?

Colores alegres para un estilo juvenil

A la hora de pintar la cajonera se trató de darle un aire muy juvenil y desenfadado. Por eso se eligieron colores alegres, que creasen un bonito contraste. El cuerpo de la cajonera se pinto de color blanco y los tres cajones en azul, amarillo y naranja respectivamente. El resultado no puede ser más atractivo.

La cajonera es un elemento de ordenación muy práctico. Puedes ponerla en una estantería, sobre una mesa, o simplemente dejarla en el suelo. Una sugerencia: si te decides por esta última opción, no está mal que le incorpores unas patas. Así le darás más relevancia y la convertirás en un mueble en toda regla.

Antes de empezar

pintar una cajonera de madera cajonera materiales

Trabajar con pintura en spray es realmente muy cómodo pero, aún así, hay que tener en cuenta de qué tipo de pintura se trata. Por ejemplo, no es lo mismo emplear una pintura acrílica, que se lava con agua, que un esmalte sintético que requiere disolvente.

En este caso, la pintura Rust Oleum es del segundo tipo. El hecho de que se trate de un esmalte sintético la hace más resistente al deterioro del día a día, pero también nos obliga a tomar ciertas precauciones a la hora de utilizarla.

Para empezar tendrás que pintar en un lugar bien ventilado y protegerte con mascarilla y guantes de latex. También tendrás que proteger la zona de trabajo, cubriendo el suelo y las paredes con un plástico o papel resistente, y ponerte una bata o ropa de trabajo, si no quieres echar a perder tu ropa de calle, ya que puedes acabar llena de pintura.

Este tipo de pintura no necesita imprimación previa, ya que agarra sin problemas en casi cualquier tipo de superficie. Así que ya puedes empuñar el spray y ponerte manos a la obra.

El trabajo, paso a paso

pintar una cajonera de madera cajonera pintando estructura

Lo primero que tienes que hacer, después de tapar todo con papel o plástico (incluido tú mismo), es pintar la estructura de la cajonera de color blanco. A la hora de utilizar el spray, procura hacerlo desde una distancia de unos 20 cm, haciendo pasadas breves y cruzadas para que no queden marcas. No insistas mucho en un mismo punto, para que no aparezcan goterones ni churretes.

Si quieres que se transparente un poco la veta de la madera solo tendrás que dar una capa de Rust Oleum. Pero si prefieres que el acabado sea más opaco, con efecto de lacado brillante, entonces tendrás que dar dos o tres capas. Deja secar totalmente la pintura entre capa y capa, esperando incluso hasta el día siguiente. Las pinturas acrílicas secan más rápido, pero con las sintéticas es mejor tener paciencia. El resultado será mucho mejor.

pintar una cajonera de madera cajonera cajon naranja

Mientras esperas, ponte con los cajones. Comienza por pintar el cajón central de amarillo puro, el superior de azul y el inferior de naranja. Y no te olvides de pintar también los laterales de los cajones, ya que se verán cuando los abras.

pintar una cajonera de madera cajonera cajon segunda

Como ves este trabajo de pintura que nos proponen en Leroy Merlin es muy fácil y te quedará genial, ya que las pinturas en spray consiguen muy buenos resultados. ¿Te animas a intentarlo?