Hoy en día en los pequeños pisos  por bonitos que sean, no hay tanto espacio como en las casas solariegas para  decorar el dormitorio de los niños. Pero eso no implica que no podamos aprovechar al máximo para lograr un entorno atractivo y cómodo, sobretodo colorido, porque podemos recurrir a los muebles modulares, cada veza más atractivos y socorridos. Y aún si nos resultan perfectos tenemos que tener en cuenta que, hay que seguir de cerca la seguridad, deben ser muebles que resulten siempre cómodos y seguros porque el atractivo es vital pero no lo más importante.

Sorteadas las exigencias de seguridad, podemos decantarnos por los más hermosos colores como el lila, el rojo, el azul, el celeste, el rosa, y claro también por la naturalidad del color de la madera. Esto nos lleva a pensar si queremos dormitorios infantiles con modulares de madera o de los nuevos materiales que se presentan. La madera es más duradera, resiste a mucho y mantiene aún más su apariencia, es más cara pero mientras el niño necesite ese mobiliario servirá bien.

Por otro lado, cuánto debemos reducir el espacio, aunque ya contamos con un espacio pequeño y por ello queremos decorar el dormitorio infantil con modulares, cierto es que no debemos ser excesivas en limitar porque el niño puede no sentirse cómodo y además puede dejar de serle funcional rápido hay que tener en cuenta esto, que planeamos que le sirva unos años.  Y claro también hay que dejar espacios libres que es lo que buscamos.

No solo dar amplitud reduciendo el lugar amueblado, sino también dejarle lugar para jugar, para moverse, para tenderse en el suelo y pintar, dibujar, todo lo que los niños encuentran atractivo a la hora de ponerse a juegos, así que el dormitorio luzca atractivo, sea seguro y se vea muy bien.