Si estás buscando una idea para vestir y decorar tus ventanas, pero estás cansado de las clásicas cortinas de siempre, puede que debas plantearte instalar paneles japoneses en casa. Una alternativa moderna y muy decorativa capaz de darle un toque diferente a cualquier habitación. ¿Quieres descubrir las ventajas de este tipo de paneles? Sigue leyendo.

paneles japoneses en casa interiorish
Fuente: Boston Magazine

Esta forma de vestir las ventanas consiste en colocar delante de ellas una serie de paneles verticales. Estos protegen el interior de la casa, tanto de las vistas ajenas como de la entrada de sol directo. Es decir, los paneles japoneses en casa cumplen las mismas funciones que las cortinas pero ofrecen otro concepto decorativo muy diferente.

Los paneles de tela (en función de la ventana se colocarán un número de paneles mayor o menor) son independientes entre sí. No están unidos y se deslizan por vías o rieles paralelos. Las telas de los distintos paneles quedan ligeramente solapadas, de forma que no se cuele la luz por ninguna rendija.

Paneles japoneses en casa, elegancia en tus ventanas

paneles japoneses en casa
Fuente: Adorable Home

Las ventanas decoradas con paneles japoneses resultan sobrias y elegantes, gracias a las líneas sencillas y esenciales de los propios paneles. Es cierto que la elección de la tela, en función del color o del diseño, puede conseguir efectos sorprendentes. Sin embargo el propio concepto del sistema de paneles japoneses transmite modernidad y elegancia.

A la hora de elegir el tejido para tus paneles puedes optar por telas lisas de tonos neutros, o combinar diferentes colores, texturas y estampados en una misma ventana. Todo depende del efecto que quieras conseguir. Todo un inmenso panorama de posibilidades se abre ante ti. ¡Aprovéchalo!

También te puede interesar: Cómo decorar las ventanas con estores

Mil razones para elegirlos

paneles japoneses en casa
Fuente: Adorable Home

Las ventajas de decorar los interiores con este tipo de solución para las ventanas son muchas, en especial si se trata de ventanas correderas grandes. También van muy bien para ventanales.

También te puede interesar:  Muebles que se estiran

Colocar paneles japoneses en casa no solo te ofrece un montón de posibilidades para decorar, sino que se trata de un sistema muy fácil de instalar. Puedes hacerlo tú mismo con un poco de paciencia, lo que significará un ahorro a tener en cuenta. En tiendas especializadas encontrarás los mecanismos necesarios, así como los propios paneles ya confeccionados.

Si no encuentras lo que estás buscando, siempre tienes la opción de encargar que te los confeccionen con la tela que más te guste y las medidas que necesitas.

Otra ventaja de los paneles japoneses es la facilidad con la que se limpian y el escaso mantenimiento que requieren. Elige telas lavables que no requieran tratamientos especiales. Como los paneles se sujetan por medio de velcros, resulta muy sencillo quitarlos para lavar y volverlos a colocar después.

Acierta con la tela

paneles japoneses en casa
Fuente: Adorable Home

A la hora de elegir el tejido que quieres para confeccionar tus paneles japoneses (o si los quieres comprar ya confeccionados) has de tener claras algunas cosas que te ayudarán a tener éxito en la elección.

Para empezar, además de optar por telas lavables que no necesiten un mantenimiento delicado, es buena idea que pienses en el resto de las textiles de la estancia. Los mejores espacios para instalar paneles japoneses en casa son los salones, los comedores y los dormitorios.

Así debes tener en cuenta las tapicerías de sofás, butacas o sillas, así como las alfombras y la ropa de cama (en caso de que se trate de un dormitorio). El objetivo es lograr cierto equilibrio decorativo en lo que se refiere a las texturas, colores y estampados.

También te puede interesar:  Perchero que ondea al viento

Otro aspecto importante que no debes pasar por alto cuando elijas la tela para colocar paneles japoneses en casa es su grado de opacidad. Ten en cuenta que los paneles estarán mucho tiempo desplegados, cubriendo la ventana. Por eso es importante optar por telas ligeras que dejen pasar la luz en el grado adecuado. Eso sí, también han de ser capaces de preservar nuestra intimidad y de darnos la privacidad que necesitamos.

También puedes combinar dos tipos de tela diferentes. Elige una más ligera como el lino, por ejemplo, y otra de mayor grosor para lograr mayor intimidad. Corriendo y descorriendo los paneles según lo que necesites en cada momento conseguirás el efecto deseado.

Existen diversos tipos de tejido muy ligeros y luminosos, que resultan adecuados para habitaciones más pequeñas u oscuras. Se caracterizan por dejar pasar mucha luz a los interiores, aunque matizándola.

Cómo instalar un panel japonés

paneles japoneses en casa
Fuente: Cortinas.es

El trabajo no puede ser más sencillo. Para empezar conviene que sepas que los paneles japoneses se pueden recoger de diferentes formas: de forma lateral (tanto hacia la izquierda como hacia la derecha), hacia ambos lados o al centro.

Como sucede con las barras de las cortinas, los paneles japoneses pueden ir sujetos a la pared o al techo. El mecanismo que incluye los rieles por los que se deslizan los paneles va fijado a la pared con escuadras. Es importante colocarlas bien niveladas en el plano horizontal y vertical. Se sujetan con los tacos y tornillos adecuados.

Cuando ya tengas el mecanismo instalado en la pared podrás poner los paneles, que se sujetan a los raíles con velcro. Coloca un contrapeso en la parte inferior de los paneles para aportar tensión y lograr que la caída de la tela sea perfecta.

También te puede interesar:  ¿Qué cortinas poner en el salón?

También te puede interesar: Decorar con persianas venecianas

Compartir