Con la idea de hacer un lugar diferente a todo lo visto anteriormente, en lo que a una exposición de puertas y ventanas se refiere, el arquitecto de interiores Sergio Castro, nos vuelve a sorprender con un diseño elegante y funcional.

Fiel a las líneas limpias y depuradas que el diseñador nos tiene acostumbrados, en esta ocasión observamos la fusión de las líneas  rectas y curvas para dar más belleza si cabe, a lo que es la antesala de la exposición.

El blanco predominante, rompe con la elegancia de una gran puerta de 4,60 metros de alto por 2,00 metros de ancho y que Sergio Castro diseñó en exclusiva para representar la imagen del fabricante. Esta puerta de corte negativo y positivo realizada en madera, presenta una imagen muy moderna  y de un alto grado visual.

Nos llama la atención el mostrador de recepción, muy atractivo y sensual de líneas curvas y casi imposibles que el diseñador granadino ha querido recrear y que hace consonancia con una espectacular vitrina, representando en ella antiguas herramientas de carpintería.

Showroom Sergio Castro puertas y ventanas

Ya en el interior de la exposición, lo primero que nos llama la atención es el suelo de resina continua con acabado cristal, haciendo que toda la sala se refleje, dando más espectacularidad a los espacios.

Observamos también la iluminación muy pensada para cada escena y jugando con el mismo diseño, que la gran puerta de entrada nos presenta. Cada producto expuesto  goza de su propia iluminación realzando así los detalles más singulares.

Suelo blanco, techo negro y el producto expuesto sobre cristal, una forma muy original de presentar las puertas y ventanas de la sala y que Sergio Castro ha querido utilizar, olvidándose de la pintura lógica en paredes. El cristal negro nos dejó con la boca abierta al verlo bajo puertas de paso y aunque sabemos que no es lo común, si le da una elegancia superior.

De la misma manera, nos llama mucho la atención las puertas de armario, donde una vez más, el diseñador se despega de lo convencional y nos presenta un diseño moderno, atrevido y elegante y que, por supuesto, no pasa desapercibido.

Finalizamos nuestra visita a esta exquisita sala, dedicándole unos minutos a la exposición de manivelas y pomos, donde el negro y la iluminación led, dan un toque de elegancia a la altura de todo el showroom.

En definitiva, un bonito espacio comercial situado en el mismo corazón de Puerto Banus y que el arquitecto de interiores granadino Sergio Castro, deja claro una vez más, el estilo y la elegancia de sus trabajos.
Os dejamos algunas fotos para que podáis disfrutar tanto como nosotros en nuestra visita: