Se acerca el día de San Valentín, el día del amor por excelencia, por muchos querido y por otros odiado, pero tanto para unos como para otros el mundo se llena de un aura de romanticismo, color rosa y rojo al que nadie puede escapar. Si sois de los que gustáis de decorar la casa acorde con este día y realizar manualidades de San Valentín para disfrutar de una cena romántica, aquí tenéis una idea: un móvil para colgar de la lámpara.

Los materiales que vamos a necesitar son pocos y sencillos de conseguir:

  • Papeles de colores
  • Tijera
  • Botones
  • Pegamento
  • Purpurina
  • Hilo de crochet
  • Tul rojo

Proceso:

Lo primero que debemos hacer es cortar los hilos de crochet, tanto como queramos decorar y del largo que queramos. A continuación cortamos los corazones en los papeles de colores, pueden ser de diferentes tamaños, pero los debemos cortar a pares para luego pegarlos uno a cada lado de la cuerda y hacer uno sólo.

Cuando estén todos cortados comenzamos a pegarlos en el hilo, dejando un poco de hueco también pensando en pegar después los botones. Cuando estén secos los corazones pegamos con cuidado los botones y también los dejamos secar, y en el final del hilo, en el extremo que quedará hacia abajo, colocamos un botón para que haga peso.

Podemos decorar los corazones y los botones con purpurina del color que más nos guste, luego los colgamos donde deseemos atándolos con un pedazo de tul rojo.  Ya tendremos listo nuestro romántico móvil para la cena de San Valentín.

Para empezar no está mal, seguiremos dándoos ideas para la decoración del día más romántico del año.

Vía: imujer.com