Los vinilos adhesivos son una opción perfecta para decorar paredes vacías. Eligiendo el modelo adecuado podemos enriquecer mucho la habitación y al mismo tiempo no perdemos el espacio que nos ocuparía un mueble.

La diseñadora Trine Andersen ha encontrado otra forma de aprovecharlos y ha creado un perchero muy especial que comercializa Ferm Living. El vinilo es un dibujo con forma de árbol y, aprovechando las ramas, ha colocado perchas autoadhesivas en color negro.

El efecto es muy bueno porque parece que las prendas se mantengan en el aire.

Más información: Ferm Living

Vía: Redecorando