¿Te gustan los armarios altos en la cocina? ¿O te parecen anticuados? ¿Crees que enriquecen el espacio o lo distorsionan? Hoy analizamos el asunto para ver hasta qué punto es elegante, decorativo, funcional y práctico prescindir de este tipo de mobiliario.

armarios altos en la cocina
Fuente: Emily Henderson

Armarios altos en la cocina, ¿sí o no? Esta cuestión que ahora nos ocupa no deja de ser algo bastante novedoso. Si bien ahora nos preguntamos sobre la manera de amueblar la cocina y nos planteamos la posibilidad de no poner estos muebles en altura, hace un tiempo ni siquiera se planteaba la duda. Los armarios altos se colocaban sí o sí. Sin embargo, hay otras opciones que deberías tener en cuenta si vas a renovar la cocina. Te lo contamos todo.

No poner armarios altos en la cocina es tendencia

Fuente: Honestly WTF

Cada vez son más las personas que deciden eliminar los armarios altos a la hora de planificar el espacio y el mobiliario de la cocina. Puede que se rijan por un criterio estético para tomar esa decisión. Y no es extraño, puesto que la solución es muy elegante y más estética visualmente.

Fuente: Honestly WTF

Una cocina sin armarios superiores resulta más sencilla y esencial, más minimalista. Más ligera y espaciosa. Sin embargo, ¿es práctica la solución? Con ella perdemos de un plumazo un espacio de almacenaje considerable, que resulta imprescindible especialmente si nuestra cocina no es demasiado espaciosa.

Y aquí está la clave que tenemos que valorar: estética versus practicidad. Tú decides.

Con puertas de cristal

Fuente: Emily Henderson

Si bien es cierto que el hecho de no poner armarios altos en la cocina dota al espacio de elegancia y glamour, también lo es que no tiene por qué resultar feo ni desagradable optar por ponerlos. Sobre todo si elegimos diseños que resulten decorativos, sencillos y contemporáneos.

También te puede interesar:  ¿Sabes elegir el tipo de tiradores para los muebles de cocina?

Los armarios de cocina de color blanco son una opción que resulta mucho más ligera desde el punto de vista visual. Y elegir diseños con puerta de cristal puede ser una alternativa a tener en cuenta. El espacio respira, no se ve agobiante ni demasiado lleno.

Además, los muebles altos con puertas de cristal son muy funcionales, ya que evitan que los objetos de menaje, utensilios, etc., se llenen de polvo, suciedad y grasa. Y, además, todo queda expuesto a la vista.

Esto significa que es muy importante que mantengamos un cierto orden, ya que el interior de los armarios altos no está oculto. Ya están los módulos bajos con puertas cerradas para guardar lo que no queremos que se vea.

Estantes flotantes, una solución intermedia

Fuente: H&M Home

Entre llenar la pared de armarios altos en la cocina y no poner ninguna, hay diversas soluciones que andan a medio camino de uno y otro extremo. Como la idea de instalar estantes flotantes en la pared principal de la cocina.

Puede que no aporten un espacio de almacenaje muy importante, ya que se pueden guardar cosas de forma bastante limitada. Y tampoco protegen los utensilios de la suciedad. Sin embargo, existen estantes volados realmente decorativos que aportan a la cocina ese toque elegante y moderno que tanto nos gusta.

Fuente: Honestly WTF

Y si quieres ir un paso más allá, apuesta por poner un solo estante volado. Acertarás de pleno… aunque después no sepas qué hacer con las cosas.

Las ventajas de prescindir de los armarios altos

Fuente: Emily Henderson

Hay una cosa que es importante y que debemos tener en cuenta. Almacenar cosas por el mero hecho de guardarlas no es práctico ni sostenible. De hecho, piensa en todos los objetos que tienes guardados en los armarios altos en la cocina, en caso de que cuentes con ellos. Seguro que no son cosas que uses a diario. Y es que la mayor parte de todo lo que se guarda en los muebles altos no es necesario en absoluto.

También te puede interesar:  Innovación e integración en Compacta
Fuente: Design Sponge

Por tanto, no poner armarios altos en la cocina tiene sus ventajas: como la de tener una excusa perfecta para tirar o donar todo lo que nos sobra. Tener el espacio limitado en la cocina nos ayuda a no guardar cosas sin sentido.

Además, si te estás planteando renovar la cocina, prescindir de los armarios altos hará que el proyecto sea más económico (nos ahorramos armarios y también la mano de obra necesaria para instalarlos).

Fuente: Emily Henderson

Por último, yo destacaría otra ventaja más. No tener muebles superiores hace que puedas lucir otros elementos, si es que los tienes. Por ejemplo, una pared de azulejos decorativos como pueden ser los de estilo metro. O unos techos con viguerías de madera, por poner dos ejemplos.

Como has podido comprobar en las imágenes, el hecho de no instalar armarios altos de cocina es una cuestión personal. Los pongas o no, te decidas por los estantes volados o elijas dejar la pared desnuda, podrás tener una cocina preciosa, moderna y llena de glamour. Y a ti, ¿qué te parece la idea?