Los cojines son un complemento indispensable a la hora de decorar un salón o un dormitorio. Aportan comodidad y color a cualquier ambiente. Y, si son especiales, una nota de originalidad que puede marcar la diferencia. Saber elegir la tela para los cojines es importante. Hoy te damos todas las claves para dar en la diana.

tela para los cojines
Fuente: H&M Home

En muchas ocasiones elegimos los cojines para el salón o para un dormitorio de entre el amplio catálogo que ofrecen las diferentes firmas. Los compramos ya confeccionados y equipados con su relleno correspondiente, lo cual nos ahorra trabajo. Sin embargo, a veces queremos una solución mas concreta, más específica y diferente. En esos casos será necesario elegir la tela para los cojines y encargar su confección, o coserlos nosotros mismos.

Sea como sea, es importante que sepas cuáles son las claves a tener en cuenta al decidirte por uno u otro tejido para los cojines. No sirve cualquiera. Y no solo hay que fijarse en los diseños, en el color o en el estampado. También hay que pensar en otros condicionantes que te harán acertar o, si nos los consideras, equivocarte.

Elegir bien la tela para los cojines

Fuente: H&M Home

Si hay un elemento versátil en la decoración de un salón, por ejemplo, son sin duda los cojines. Son fáciles de cambiar de una a otra temporada, y aportan una gran novedad a la decoración. Sin embargo, merece la pena tener en cuenta algunos criterios a la hora de elegir la tela con la que los vamos a confeccionar. De esta manera serán más cómodos, resistentes y agradables de usar.

Por eso, si quieres decorar tu salón con un coordinado de tejidos en los que las cortinas, la tapicería de los muebles y los cojines irán a juego, tendrás que tener claro qué tipo de tela va bien en cada caso.

También te puede interesar:  Cómo esconder el desorden de la estantería

En un principio, puede parecer que cualquier tela vale para hacer unos cojines, exceptuando los tejidos finos y vaporosos que se usan para visillos. Sin embargo, hay ciertas cualidades de las telas que hay que valorar.

Con cuerpo y consistencia

Fuente: H&M Home

Los cojines son elementos que se usan y mucho. Quiero decir, que se tocan, se aplastan, se colocan en sus sitio una y otra vez. No son piezas que se ponen al principio y no se vuelven a tocar, en absoluto.

Y debido a ese uso intensivo que pueden llegar a tener, es conveniente elegir telas para los cojines que ofrezcan cierta resistencia y solidez. De esta manera serán más duraderos y se deformarán menos.

Fuente: H&M Home

Descarta las telas demasiado finas o delicadas, ya que de lo contrario tus cojines se estropearán pronto y los tendrás que cambiar mucho antes de lo previsto.

Apuesta por tejidos lavables

Esta es una característica que me parece esencial a la hora de elegir la tela para los cojines. Ya sabes cuánto se pueden ensuciar con el uso diario. Por eso, los tejidos lavables, que puedan meterse sin problemas en la lavadora, son los mejores para este fin. Huye de las telas delicadas que precisen lavado en seco.

Además, conviene que la tela para los cojines sea de secado rápido y que no se arrugue demasiado, para que puedas plancharla más fácilmente.

Una textura agradable

Fuente: World Market

Uno de los requisitos que, a mi modo de ver, han de cumplir los cojines es que sean agradables de tocar. Que su textura sea gustosa y suave. Han de ser manejables, ya que se colocan una y otra vez, se manipulan constantemente. Por eso conviene huir de telas ásperas y tiesas, que no nos guste tocar.

También te puede interesar:  Realiza una alfombra con una camiseta

Elegir el relleno adecuado

Fuente: Anthropologie

Tan importante como dar con la mejor tela para los cojines es acertar con el relleno. Existen diferentes tipos para elegir, en función del uso que vayamos a darle. Los materiales de relleno pueden ser naturales o sintéticos. Entre los primeros están los de pluma de animales. Son muy confortables, aunque tienen el inconveniente de que no se pueden lavar en la lavadora. Y, además, suelen tener un precio elevado.

En cuanto a los materiales sintéticos, muy utilizados, hay diferentes tipos. Si bien no son tan suaves ni tan confortables como los de plumas, resultan más económicos y se pueden lavar sin problemas en casa.

Fuente: H&M Home

Puedes elegirlos de poliéster, un material firme y duradero, que no se deforma fácilmente. También puedes optar por un relleno viscoelástico que se amolda a la anatomía del cuerpo, por lo que resulta perfecto para almohadas de cama y para cojines especiales (por ejemplo, para personas que pasan mucho tiempo sentadas o tumbadas).

Fuente: H&M Home

Después están los rellenos de espuma, que son muy adecuados para cojines, especialmente para aquellos que presentan formas especiales: de estrella, de nube, de corazón, etc. Suelen ser cojines infantiles. Estos rellenos son baratos, aunque no resultan especialmente duraderos.

Con estas recomendaciones podrás elegir la mejor tela para los cojines sin miedo a equivocarte.