Vivimos en el siglo XXI y, a estas alturas, todos sabemos que la casa ideal es una casa eficiente y sostenible. Si la tuya no lo es ha llegado la hora de pasar a la acción. Te contamos qué aspectos has de tener en cuenta para lograr un espacio eficiente, que resulte cómodo y que ahorre recursos y energía.

casa eficiente trendir
Fuente: Trendir

Llega un momento en la historia de una casa en que se hace necesaria una reforma. Un buen proyecto de renovación que le devuelva el esplendor que tuvo en el pasado. Si ese es tu caso y estás pensando en arreglar tu vivienda, ten en cuenta que el objetivo, además de bonita, ha de ser conseguir una casa eficiente.

No solo te lo agradecerá el planeta y el medio ambiente, sino también tu bolsillo. Ahorrar recursos energéticos tendrá una consecuencia positiva en tu economía doméstica. Toma nota de las tareas que deberás tener en cuenta a la hora de planificar la reforma de tu casa.

¿Es tu casa eficiente?

Fuente: Trendir

El primer paso, antes de comenzar a planificar la reforma, es pensar si tenemos una casa eficiente. Si nuestra vivienda tiene ya unos cuantos años y no la hemos renovado recientemente, lo más seguro es que no lo sea del todo.

Sin embargo, hay distintos niveles en cuanto a sostenibilidad (o “insostenibilidad”), por lo que es una buena idea saber en qué punto se encuentra nuestra casa. De hecho, has de saber que si tienes una casa en propiedad y estás pensando en venderla o alquilarla, necesitarás que tenga el certificado de eficiencia energética.

Pero, independientemente de eso, resulta interesante conocer hasta qué punto es eficiente nuestra casa. De esta manera nos resultará mucho más fácil mejorar su sostenibilidad y, con ello, el ahorro.

También te puede interesar:  Cómo organizar las herramientas de manualidades

Una buena idea puede ser hacer el Test de Eficiencia Energética de Leroy Merlin. Puedes hacerlo pinchando aquí. Es sencillo y te dará una visión real de lo eficiente que es tu casa y de cuánto tienes que mejorarla.

La reforma, ideas para mejorarla

Fuente: Trendir

Está claro que, cuando nos planteamos reformar nuestra casa, lo hacemos por diversos motivos. Uno de los más importantes es el afán de renovarla, de reparar las cosas que se van deteriorando con el paso de los años. Y también, cómo no, el interés por cambiar su estilo o la decoración, para adaptarla a los nuevos tiempos, a nuestros gustos y preferencias actuales.

Sin embargo, no podemos olvidarnos de algo tan importante como es tener una casa eficiente. El momento de emprender una reforma es la ocasión perfecta para actualizar y mejorar la sostenibilidad.

Cuidar el aislamiento

Fuente: Custom Furnish

Es una de las premisas básicas que han de guiar la reforma de tu casa. Una casa bien aislada será siempre una casa más sostenible. Y en este sentido, hay muchas cosas que puedes hacer, sobre todo si vas a emprender una reforma.

Para empezar, presta atención a las ventanas. Que aíslen correctamente el interior es fundamental para evitar despilfarrar en calefacción.

También puedes apostar por materiales aislantes para los pavimentos. Los suelos laminados y vinílicos son baratos, se instalan fácilmente y sin grandes obras y resultan muy aislantes. Son una opción a tener en cuenta. También la cerámica es muy aislante y resistente. Valora todas las posibilidades antes de decidirte.

Apuesta por energías renovables

Fuente: Trendir

Todos sabemos que este tipo de energías renovables son las más limpias y las más sostenibles. Sin embargo, todavía nos cuesta creer que podemos incorporarlas a nuestra casa sin problemas, y beneficiarnos así de sus ventajas.

También te puede interesar:  Aprende a organizar tu cocina

Hoy existen sistemas solares de uso doméstico que te ayudarán a ahorrar hasta un 80% de energía (si lo comparas con los sistemas eléctricos). Los equipos solares termodinámicos, por ejemplo, son capaces de calentar el agua para tu vivienda, con el consiguiente ahorro que eso te supondría. Llevan las placas solares y un acumulador.

Y, si aún no te decides, puedes incorporar pequeñas soluciones como lámparas solares en el exterior o dispositivos que funcionan con energía solar, como motores de persianas, por ejemplo.

Cocina y baño, también sostenibles

Fuente: Custom Furnish

Hay determinadas estancias de la casa que llevan un uso continuo e intenso. Cuando pasan los años, se hace evidente (especialmente en estos espacios) la necesidad imperiosa de una reforma importante.

Es lo que ocurre con cocinas y baños, sobre todo si tienen ya más de 15 años. En el caso de la cocina, se hace necesario renovar las instalaciones. Cambiar el cableado, por ejemplo, te ayuda a elevar la seguridad y a prevenir incendios.

Y si tienes que cambiar el mobiliario de la cocina, mejor elige materiales sostenibles como la madera natura, DM con certificación, piedra natural para la encimera, o materiales sintéticos ecológicos.

Fuente: Trendir

Conviene que te decidas por electrodomésticos de categoría energética A+ o superior, para que sean lo más eficientes posible. Instala luces LED y sistemas para ahorrar agua en los grifos.

En el cuarto de baño presta atención a cualquier fuga de agua por pequeña que sea. Un grifo que gotea y que no se arregla puede desperdiciar muchos litros de agua.

Con estas ideas, conseguirás una casa eficiente además de bonita y acogedora. ¡Ponte manos a la obra!

Compartir