Seguramente ya sabrás que el estilo mid-century modern está de la más rabiosa actualidad. Y no solo en los interiores de las casas más cool, sino también en las zonas de exterior. Como muestra un botón: fíjate en esta celosía para el porche. Elegante y chic, y muy fácil de fabricar. Tanto que después de leer este artículo podrás hacértela tú mismo. ¿Te animas?

celosía para el porche a beautiful messMe encanta la decoración de estilo mid-century modern. Me resulta elegante, cosmopolita y con una nota retro o vintage que me apasiona. Y eso se extiende a los muebles de interior, a los complementos y a las instalaciones que tienen este toque tan especial, a caballo entre lo clásico y lo actual. Y si no presta atención a esta atractiva celosía para el porche.

Su estética y su diseño geométrico, que tan en boga estaban a mediados de siglo, le aporta distinción y un toque singular que nos encanta. Y lo mejor de todo, es tan sencilla de hacer, que no necesitarás ayuda. Aquí te dejamos las explicaciones pertinentes para que todo sea coser y cantar.

Una celosía para el porche o para donde tú quieras

Los paneles divisorios están a la orden del día. Son prácticos y funcionales, y también aportan una nota decorativa. Separan ambientes allí donde hace falta, sin aislar y sin cortar el paso a la luz natural, que puede circular sin problemas.

Pueden usarse en el interior, aunque también en el exterior como te enseñamos en este post. Así te ayudarán a dividir una terraza en dos ambientes, o a separar un poco el porche del garaje, como pasa en este caso.

Sea como sea, puedes utilizar las explicaciones para fabricar tu propia celosía y usarla como más te guste o como necesites. Ahí van las explicaciones paso a paso.

También te puede interesar:  Alfombra en forma de laberinto

Con unos listones y unos clavos…

La celosía para el porche tiene diseño geométrico. Crea sensación de barrera sin bloquear la vista, ni delimitar los espacios demasiado, por lo que resulta muy decorativo.

Para construir el panel necesitarás listones de madera sin tratar de sección cuadrada, clavos para unir los diferentes fragmentos de listón, tornillos y cola de carpintero para asegurar las uniones, papel de lija, unos ganchos y alcayatas para colgar la celosía del techo, y pintura blanca especial para exterior.

En cuanto a las herramientas que te van a hacer falta: sierra de calar, taladro, papel de lija, brocha y un martillo. Ni más, ni menos.

Cortar las maderas

Lo primero que tienes que hacer si quieres reproducir con exactitud el diseño de la celosía para el porche que se muestra en estas imágenes, es hacerte con un croquis del diseño (lo reproducimos sobre estas líneas).

Así sabrás cuántas piezas necesitas de cada medida, para poder cortar los listones sin equivocarte. Puedes hacer los cuadrados más grandes o más pequeños, en función del tamaño que quieras que tenga tu celosía. Por eso, lo mejor es comenzar por decidir las medidas de cada pieza.

A formar el puzle

Ahora que ya tienes todas las piezas de madera cortadas es el momento de lijar los bordes para dejarlos suaves. A mi esta parte es la que me resulta menos entretenida, la de cortar y preparar todos los elementos de la celosía.

Para unir bien las distintas piezas, pon el croquis en un lugar visible y guíate por él. Ve uniendo listones con un poco de cola de carpintero y clavos. En esta foto se indican los puntos en los que se han colocado los clavos. Si ves que la estructura no resulta muy estable, puedes poner tornillos en lugar de clavos.

También te puede interesar:  10 Ideas para reciclar botellas de plástico -Parte II-

El caso es conseguir que la celosía quede bien fija. La manera más cómoda y sencilla de hacerlo es ir trabajando en el suelo hasta ir componiendo el panel. Empieza por los cuadrados interiores y termina con el marco de fuera.

Instalación sencilla y efectiva

Para colocar esta celosía para el porche se pusieron en el techo unos ganchos, y unas alcayatas en el listón superior, de forma que se pudiera colgar fácilmente y sin problemas. Una vez colgada la celosía, los listones verticales se enterraron en el suelo de grava. De esta forma, el peso del panel no descansa solo en los ganchos.

Llegó el momento de pintar la celosía de blanco, pero antes rellena las juntas que hayan quedado más grandes con masilla de madera. Conseguirás que la celosía para el porche sea más duradera.

Para pintar de blanco el panel utiliza pintura de exterior para que no se deteriore demasiado pronto y no tengas que pintarla cada dos por tres. Puedes pintar con un rodillo, lo que evitará que queden churretes de la brocha, aunque quizás sea más problemático llegar a las zonas de difícil acceso. Después de un par de manos la celosía estará terminada. ¡Perfecta!

Tutorial y fotos: A Beautiful Mess.

Compartir