El estilo industrial está de rabiosa actualidad. Y si hay un espacio en el que se luce a las mil maravillas ese es, sin duda, el salón. Hoy queremos enseñarte todo lo que aporta la estética industrial a la decoración de salones modernos.

decoracion de salones modernos salon maisons du monde
Fuente: Maisons du Monde

Allá por la mitad del siglo XX se produjo en Nueva York un acontecimiento que fue el germen de una tendencia decorativa muy apreciada décadas después: el llamado estilo industrial. Fue por aquellos años, en las décadas de los 60 y 70, cuando un gran número de artistas y bohemios neoyorquinos comenzaron a conquistar los espacios industriales para transformarlos en viviendas. Así surgieron los famosos lofts, que no eran otra cosa que antiguas fábricas abandonadas o talleres que tuvieron entonces otros usos.

La razón para esto era económica, puesto que estos espacios industriales estaban al alcance de todos los bolsillos (de hecho, al principio eran consideradas como viviendas pobres. Nada que ver con las cotizaciones que alcanzaron décadas después), pero además, los artistas encontraron algo a lo que ellos le daban un gran valor: espacio para trabajar.

Así en estos ambientes diáfanos, sin tabiques ni paredes interiores, pintores, escultores, fotógrafos o diseñadores podían tener su casa y su taller al mismo tiempo. ¿Quién les iba a decir entonces que iban a ser los precursores de un estilo decorativo que triunfa en todo el mundo?

Estructuras a la vista, esencial en la decoración de salones modernos industriales

decoracion de salones modernos mesa de comedor industrial
Fuente: Ghify

En el estilo industrial los elementos constructivos y los materiales en bruto de los edificios no se esconden, sino que se exhiben orgullosamente. Cuando aquellos artistas colonizaban las fábricas, respetaron los materiales y estructuras propias de estos espacios: paredes de ladrillo visto, grandes ventanales metálicos, vigas y columnas de hierro fundido, etc.

Pues bien. Esto ha perdurado a pesar del tiempo en este estilo. Si tu casa es un loft y la estética industrial es lo tuyo, procura que no falten en tu salón alguno de estos elementos. También le van los suelos de cemento pulido o microcemento, las paredes en colores neutros, sobre todo gris y blanco, o las tuberías que quedan a la vista, mejor con aspecto un tanto antiguo.

Una apuesta por los materiales naturales

decoracion de salones modernos aparador industrial
Fuente: Ghify

¿Qué objetos y muebles triunfan en el estilo industrial? ¿Cuáles son las texturas y colores estrella? Para responder a esta pregunta no podemos dejar a un lado los materiales naturales. Tendrás que elegirlos sin remedio si quieres que el aire industrial invada tu salón: madera, acero, hierro. Y cuanto más viejo, mejor que mejor. Aquellas piezas que rescataban los artistas neoyorquinos y que usaban como muebles porque eran baratas son hoy auténticas piezas de colección.

decoracion de salones modernos mesa de centro industrial
Fuente: Suppan & Suppan

Hazte con mesas de centro que tengan estructura de hierro (si está oxidada será más atractiva) y sobre de madera vieja. La pátina del tiempo es muy importante, porque es precisamente lo que le va a dar encanto a la pieza.

decoracion de salones modernos archivador industrial
Fuente: Oscar and Eve

También los archivadores metálicos triunfan en este tipo de salones, a modo de muebles de almacenaje. Eran piezas de oficio que cumplían su función en los despachos de las fábricas o en los talleres donde almacenaban todo tipo de utensilios y herramientas. Hoy se utilizan en el salón para guardar de todo.

Un tipo de muebles que armoniza muy bien en esta decoración de estilo industrial son los que están hechos con palets reciclados. Además, ahora triunfan por todas partes: las mesas, estanterías e incluso los sofás de palets viejos causan auténtico furor entre los apasionados por el reciclaje y las cosas hechas a mano.

decoracion de salones modernos salon industrial maisons du monde
Fuente: Maisons du Monde

Los muebles antiguos de industria son preciosos, tienen un encanto especial, pero si no tienes la suerte de poseer uno de ellos, puedes hacerte con uno de los muchos modelos que incluyen los catálogos de las grandes firmas de decoración. Ninguna se ha resistido a incluir alguna pieza que represente la estética del momento. ¿Y qué me dices de las lámparas industriales? Son perfectos los focos, y las luminarias enormes con pantalla de hierro. ¡Preciosas!

¿Con qué lo mezclamos?

decoracion de salones modernos ambiente industrial mikado
Fuente: Luci Italiane

Las piezas industriales son muy decorativas, pero también un tanto pesadas. Tienen tanta fuerza que si abusas de ellas puedes recargar el ambiente. Mi consejo es que las combines con otros muebles más livianos, como las piezas vintage. Su aspecto desgastado, y más si apuestas por el efecto decapado en blanco, le va de maravilla a estos ambientes.

decoracion de salones modernos portobello salon
Fuente: Portobello Street

También puedes mezclar los muebles de oficio o de taller con elementos modernos y más esenciales, de líneas rectas y puras. Es una buena manera de contrarrestar la potencia decorativa de las piezas de industria. Una estantería lineal de un sencillo color blanco, puede ser el contrapunto perfecto ante un exceso de hierro.

Y como complementos para decorar puedes elegir objetos del pasado, como una vieja máquina de escribir, o una cámara de fotos de las de hace 40 años. También son un acierto los carteles vintage como el que te enseñábamos a hacer hace algún tiempo. En cuanto a los textiles, mejor de colores lisos y sin estampados.

decoracion de salones modernos portobello Salon industrial Vintage
Fuente: Portobello Street

Con estas claves podrás recrear en tu salón el ambiente del SoHo neoyorquino de mediados del siglo XX. ¿Qué es lo que más te gusta del estilo industrial?