¿Te has comprado una casa vieja, tan vieja que es incluso inhabitable en las actuales condiciones?, ¿o quizás aún estás en la duda de si comprártela o no pues dudas de sus posibilidades? Sea cual sea tu situación, después de este ejemplo de remodelación de una casa vieja estoy segura de que no tendrás dudas del potencial que tiene.

Según está la economía en estos momentos, pocos pueden permitirse comprarse una casa nueva, incluso, pocos pueden permitirse comprarse una casa aunque sea realmente vieja. Si eres de los que han decidido adquirir una casa vieja o has heredado alguna propiedad que no está en buena condiciones, no te preocupes, por muy mal aspecto que tenga ¡siempre se puede mejorar!, y si no os lo creéis, mirad este ejemplo de un piso que pasó de inquilino a inquilino durante más de 30 años ¡y así acabo! El cambio es tan brutal que no parece la misma casa para nada.

NOTA ADICIONAL: Tened en cuenta que esta reforma fue llevada a cabo hace unos cuantos años, sobre 2008, y por ello ahora actualizamos el post para que entendáis que las fotografías, si bien no muestran estancias “a la última” en tendencias de decoración, si se ve y demuestran la gran transformación de este piso.

De una entrada deprimente a un salón luminoso y moderno

Paredes mugrientas que debidamente recuperadas se pintan de blanco añadiendo detalles de estilo pop. Para dar sensación de que tenemos un techo más alto, podemos optar por los falsos techos y contrastes que permitan dibujar una especie de claraboya de color intenso.

También te puede interesar:  Secretos de la decoración juvenil

Los suelos antiguos, como este impresionante mármol se puede conservar tras un pulido y limpieza intensa, tras la cual le daremos brillo. Además, para dar calidez a la estancia cambiaremos los colores fríos como el azul por un contraste de blancos para dar luminosidad de naranjas, amarillos y marrones que aporten calidez. Una buena forma de evitar el frío del mármol del suelo es optar por una gran alfombra para el suelo.

Por último, no os perdáis el detalle de la entrada. Para conseguir evitar el efecto de entrar directamente en el salón han optado por una falsa pared de cortina que separa la entrada del resto de la estancia.

De cocina mugrienta a cocina-comedor de diseño

Las cocinas antiguas eran realmente enormes por lo que conseguir un lugar donde cocinar a nuestras anchas y comer en familia no será difícil. En este caso, aprovechando que la cocina era realmente alargada se ha dividido el espacio con una barra de desayuno.

Los contrastes y el color naranja aportan calidez al lugar haciéndolo mucho más luminoso. Las paredes naranjas, el suelo gris y el techo blanco, quedan geniales con la mesa de metal y cristal, las sillas de diseño y el resto de detalles de esta cocina de diseño. ¡Sin duda esta reforma de cocina es realmente impresionante!

De salón frío a cálida habitación

Un espacio tan amplio como este es fácil de aprovechar y sacarle partido. Esta habitación con gran armario empotrado y dos zonas separadas, dormitorio y estudio, con papel pintado en el cabecero, televisión plana empotrada en una de las paredes para que no se vea a simple vista, y todos los detalles que te puedas imaginar, es sin duda uno de los mejores espacios de la casa realmente aprovechado y de gran calidez por el juego de colores, luces y falsos techos.

También te puede interesar:  10 vídeos de Bricomanía, tú programa de bricolaje y jardinería

Lo que no te podemos garantizar es que el “cambio radical” de tu casa vieja sea económico, porque una remodelación de estas dimensiones suelen ser costosas. Para intentar ahorrarte un dinerillo puedes intentar hacerlo tu mismo siguiendo algunos de los consejos que encontrarás en nuestro blog. Eso sí, no pienses que esto es coser y cantar, esta reforma es obra de profesionales por lo que si quieres conseguir estos acabados no intentes hacerlo tú todo. Puedes pintar, elegir los textiles y muebles, organizar algunos espacios fáciles, pero si realmente quieres que tu casa se convierta en algo nuevo, original y diferente, acude a un decorador de interiores para que te ayude con la planificación y a una persona de la construcción para el alicatado, tema de electricidad, tuberías… ¡son imprescindibles!

Este ejemplo de casa vieja reformada por Max Tay de Uberdesignhouse, un diseñador de interiores que vive en Singapur, y que hemos encontrado en Freshome seguro que te abre los ojos y te permite ver más allá del estado actual de cualquier casa o piso, encontrando todo el potencial que un espacio pueda darte para transformarlo y convertirlo en un verdadero hogar.

Las nuevas tendencias en tu vieja casa

No olvides ponerte al día de las últimas tendencias en decoración antes de hacer el proyecto de tu nueva casa reformada. Ten en cuenta que a día de hoy reutilizar cosas antiguas está cada vez más de moda y es cada vez más difícil pues las piezas son únicas, y a veces, imposibles de conseguir. Por ejemplo, puedes usar las viejas ventanas de tu casa para colgar en la pared de distintas formas o sobre un espejo ¡quedará muy vintage!

También te puede interesar:  Cómo montar un negocio en tiempos de crisis
camas abatibles
Fuente: Suzette – www.suzette.nu

Tampoco te pierdas nuestros consejos y trucos sobre, por ejemplo, cómo crear nuevas ventanas sin hacer reforma, algo que tendrás que tener especialmente en cuenta si al pedir permiso para abrir una nueva ventana no te lo dan.

Pero si queréis saber más sobre obras de construcción y arquitectura igual tenéis que seguir buscando en nuestro sitio de arquitectura y diseño.